Estrabismo

El estrabismo es una alteración de la visión binocular que se produce cuando existe una pérdida del paralelismo de los ojos, es decir, cuando un ojo dirige la mirada hacia un punto del espacio, el otro se desvía a una dirección diferente. Cuando una persona padece estrabismo puede sufrir una disminución de la percepción de profundidad y de la visión en tres dimensiones.

Consecuencias del estrabismo

El estrabismo tiene dos posibles consecuencias que deben ser tratadas por separado: una consecuencia visual y una consecuencia estética. La principal alteración visual que puede provocar el estrabismo en los niños es la ambliopía u ojo vago. En este caso, hablamos de ambliopía estrábica. Si este defecto no se corrige durante la llamada época de plasticidad cerebral (hasta los 8 años aproximadamente), la disminución de la visión en el ojo desviado será permanente e irreversible. La ambliopía u ojo vago es la causa más frecuente de pérdida visual unilateral en niños y jóvenes.

Diagnóstico

Para valorar si el paciente tiene o no estrabismo y qué tratamiento es el más adecuado, el equipo médico deberá realizarle diversas pruebas:

  • Medición de la agudeza visual y graduación de la vista para conocer las dioptrías que tiene el paciente y valorar su defecto visual.
  • Estudio completo de la visión binocular a través de pruebas que corroborarán la existencia o no de una patología de la motilidad ocular comprobando la coordinación de movimientos de ambos ojos.
  • Estudio del segmento posterior del ojo. Para analizar el fondo del ojo es necesario dilatar la pupila.
  • Todas estas pruebas diagnósticas realizadas, y alguna prueba adicional requerida por el médico, permitirán que oftalmólogos altamente cualificados analicen los datos, realicen el diagnóstico e indiquen la técnica más adecuada para tratar el defecto de la visión binocular.

Financiación

En nuestra clínica le ofrecemos financiación a su medida si decide realizarse alguno de nuestros tratamientos. Infórmese en nuestra consulta.